Falla un tiro libre a propósito para no quitarle el récord a un jugador fallecido

El jugador de los Iowa Hawkeyes Jordan Bohannon estaba a punto de batir un récord, pero falló el último tiro libre para honrar al fallecido Chris Street, que fue el primero en conseguirlo

Solo un lanzamiento es lo que le hacía falta a Jordan Bohannon para batir elrécord de tiros libres consecutivos en la historia de los Iowa Hawkeyesdurante un partido de la NCAA, la segunda liga de baloncesto más importante de EEUU. Aunque el equipo consiguió hacerse con la victoria esa noche contra Northwestern, Bohannon falló su lanzamiento número 35, y lo falló a propósito. ¿Por qué? La hazaña de Bohannon habría roto el anterior récord que estaba en manos de Chris Street, quien fuera también jugador de Iowa y que falleció en un accidente de coche en 1993.

“Ese no es un récord que yo debería tener”, decía poco después el joven jugador. Tras errar voluntariamente el tiro libre a 2 minutos y 15 segundos del final del partido, Bohannon señalaba al cielo en un aparente tributo a Street. “El récord merece permanecer en su nombre”.

Bohannon terminó el encuentro con 25 puntos, pero esta vez la atención no recayó en las cifras. Los padres de Chris Street, que tenía 20 años cuando falleció, habían acudido al partido y el de Iowa se lanzó a abrazarlos poco después. “Me he acercado mucho a su familia en los últimos años”, contaba. “Hablé con ellos, me contaron toda la historia y me emocioné mucho”.

“Ha sido la decisión de Jordan”

Street no tuvo oportunidad de poder romper su propio récord: murió tres días después del partido en el que lo consiguió. Mike, el padre de Chris, aseguró que quería que Bohannon rompiera el récord de su hijo, pero entendió y apreció el tributo. “Christopher habría querido que lo hiciera lo mejor posible, pero ha sido la decisión de Jordan”, comentó.

Este tributo llevaba un tiempo rondando en la cabeza de Bohannon. Así lo admitió el jugador. De hecho, justo antes de fallar el último tiro, miró a su hermano Zach sentado entre el público para confirmar por última vez el plan que habían hablado hacía tiempo. Plan que no había compartido con el entrenador del equipo, Fran McCaffery, por miedo a represalias. “Es lo que eligió hacer y me parece genial”, dijo McCaffery poco después. Tanto Jordan como su hermano confiaban en que el emotivo tributo no afectara a la victoria final del equipo.

“La vida es mucho más importante que el baloncesto”, comentaba Bohannon en su cuenta de Twitter. El padre de Street también se pronunciaba en su Facebook emocionado después del partido. “No estaba preparado para eso”, confesaba. “Menuda manera de mostrar tu respeto por un compañero de los Iowa Hawkeyes al que solo conocías por lo que habías leído. Estoy seguro de que Chris querría tenerte como hermano pequeño, pero también estoy seguro de que tu familia no querría renunciar a ti. Gracias, Jordan, por tu increíble y generoso acto de respeto”, finalizaba. Ahora, Street y Bohannon compartirán el récord.

Fuente: El Confidencial